domingo, 18 de marzo de 2012

Taller de Adolescentes "Alimentación Emocional"




” Cuando nace un niño, su primer amor y su primer alimento son lo mismo: la madre.


De modo que existe una profunda asociación entre el alimento y el amor; de hecho, el alimento va primero y luego lo sigue el amor. El primer día el niño no puede comprender el amor. Entiende el lenguaje de la comida, el lenguaje natural y primitivo de todos los animales.


El niño nace con hambre; necesita comida de inmediato. El amor no será necesario hasta mucho después… no se trata de una emergencia. Uno puede vivir sin amor durante toda la vida, pero no sin alimentos… ahí radica el problema.


 Poco a poco también siente que siempre que la madre está cariñosa le ofrece el pecho de una manera diferente. Cuando no está cariñosa, sino enfadada o triste, le brinda el pecho con mucha renuncia, o ni siquiera se lo da. De modo que el niño cobra conciencia de que siempre que la madre está cariñosa, siempre que el alimento está disponible, también lo está el amor. Esto reside en el inconsciente."


“Día a Día: 365 meditaciones para el aquí y el ahora”
Osho



Tratamos esta semana un tema tan apasionante como es nuestra alimentación emocional, hemos jugado con colores, aromas, sabores y texturas...

Los chic@s se lo han pasado de lo lindo, han aprendido que hay más allá del acto de digerir, consciencia, estar, compartir, contacto, nutrición en el amplio sentido de la palabra.
Desde el Arteterapia enfocamos el alimento como nutriente que aporta mucho más que vitaminas o proteínas. Nutrientes que aportan el carácter y la respuesta que ofreceremos al entorno social.


Intuimos que existe un componente psíquico emocional, una nueva dimensión del ser humano que va más allá de las necesidades biológicas.


Investigamos conjuntamente, nombrando inquietudes y formulando preguntas que nos aproximen a entender que se oculta tras algunos conflictos relacionados con la comida.


Se promueven conocimientos sobre la alimentación y nutrición del ser humano para lograr una mejoría en las condiciones nutricionales de la comunidad en general.


Buscamos elementos que nos acerquen a comprender los trastornos alimentarios de nuestros hijos.


Evaluamos comportamientos, gustos, adicciones relacionadas con la comida.


Profundizamos en la forma y posibilidad de mejora por medio de la alimentación de la calidad de vida de nuestros hijos.

Elogiamos la comida de la sencillez y la necesidad de profundizar sobre que comemos.


Organizamos el desorden gastronómico de nuestros hijos.



Confrontamos los mensajes emitidos por los medios de comunicación; “La mentira de la gran industria y del fast food (comida rápida)”


Valoramos la cocina natural y sus productos,


Profundizamos en la mejora de la calidad de vida.


Aceptamos la existencia de nuestra historia culinaria, que nos ha condicionado y nos ha hecho llegar a ser lo que somos.


Identificamos el desorden alimentario al que estamos sometidos.



¿Somos lo que comemos?



Os dejo algunas muestras de los trabajos de los niñ@s, les hace mucha ilusión.


 
                         







unacasaenelarbol@hotmail.com


                                                                               
                


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Traductor